sábado, 21 de junio de 2014

La reforma fiscal: ahora los burros vuelan…



Al presentar las líneas generales del anteproyecto de ley de reforma fiscal aprobado por el Consejo de Ministros Montoro ha dicho “ha llegado el momento de bajar impuestos para todos”…
En líneas generales, la reforma reducirá los tramos de siete a cinco y se llevará a cabo en dos fases (una en 2015 y otra en 2016). Cuando esté plenamente en vigor, en 2016, el tipo mínimo del IRPF estará en el 19% (frente al 24,75% actual) al 45% (frente al 52%)…
¡Podrían haber anunciado que en 2020 habrá un impuesto del 10%!
Pero, además, asegura que cumplirá con la reducción del déficit público prevista, para lo cual debe reducir su cuantía en una cifra descomunal: 55.000 millones de aquí al año 2017, como declaró el gobernador del Banco de España.
Lo que no puede ser no puede ser y, además, es imposible.
¿Cómo van a hacerlo sin subir el IVA?
"Es una reforma que lo que busca es tener un sistema fiscal, tributario, más adecuado y que impulse el crecimiento a medio y largo plazo" afirma Luis de Guindos.     ¿Para 2020? ¿Alguien se lo cree?
¿Recuerdan el famoso informe Lagares? de una devaluación fiscal que suponga una rebaja de las cotizaciones sociales a cargo del empleador y un incremento de la fiscalidad indirecta de impuestos como el IVA… contemplando una reclasificación de productos que suponga pasar al tipo general del 21% bienes y servicios que tributan al gravamen reducido del 10%. Para quedar bien con Bruselas, de momento, Montoro va a subir el IVA sanitario.
Y la UE pide a España "nuevas medidas" para acabar con la segmentación en el mercado laboral, rebajar las cotizaciones sociales y compensar la pérdida de ingresos con subidas del IVA y de impuestos medioambientales con el objetivo de acelerar la creación de empleo…
Una vez más tenemos que recordar a Groucho Marx: Claro que lo entiendo. Incluso un niño de cinco años podría entenderlo. ¡Que me traigan un niño de cinco años!
“Hay dos clases de economistas, los que no saben nada y los que no saben ni eso” (Galbraith)
Pero se acerca el fantasma electoral y hay que vender que los burros vuelan…
Mark de Zabaleta




3 comentarios:

Antonio Fernández López dijo...

El gobierno tiene todo el derecho de vender que los burros vuelan. Ya lo ha hecho más veces en esta legislatura. Lo que me preocupa es que haya tanta gente que se lo crea. Un abrazo

Alicia sánchez dijo...

Ellos cuentan lo que les parece, lo triste es que haya gente que lo crea...como tantas otras cosas....en realidad seguimos siendo el país de la pachanga y la pandereta, y nos sigue doliendo más que España no gane el mundial que ser unas penosas marionetas en manos de unos ignorantes....

HArendt dijo...

Buenas noches, amigo Mark. El problema, para mí, no es de análisis financiero. Carezco de capacidad para ello. Es simplemente de credibilidad. Y este gobierno nos ha mentido tanto y tantas veces, que yo, aunque quisiera y pudiera, no puedo otorgársela. Y de ahí no paso. Un saludo muy afectuoso.