viernes, 16 de noviembre de 2018

Lo que no puede ser ...




"Lo que no puede ser, no puede ser, y además es imposible."
Frase de Charles Maurice de Talleyrand atribuida al torero Rafael Guerra Bejarano "Guerrita"...
Por fin ya existe un borrador sobre la famosa Ley de cambio climático y transición energética, y evidentemente traerá mucha polémica. Y, al parecer, el Gobierno quiere prohibir la venta (y matriculación) de coches gasolina, diésel e híbridos para 2040. Diez años después, en 2050 ningún coche de combustión pondrá circular por España.
Quieren “cumplir” con Europa y el Acuerdo de París de lucha contra el cambio climático, y garantizar la total descarbonización de la economía española. La gran pregunta es cómo piensan que pueden hacerlo.
Faltan 22 años para el 2040. Imaginen que compraron un coche de gasolina en 1996, y ahora tendría esos 22 años, en 2018, o que lo compraron en 1986 y tiene 32 años … y ahora les dicen que, por ley, tienen que llevarlo al desguace.
¿No les parece incoherente? Es un tema verdaderamente grave para los bolsillos de la ciudadanía y no va a ser consultado con los votantes. Está muy bien proteger el medio ambiente a nivel mundial, pero ¿se garantiza lograrlo al trasladar la contaminación de Europa a África o al continente asiático?
Porque los coches de combustión seguirán circulando en muchos países … que comprarán todo lo que salga de la UE a precio de saldo.
En su día nos metimos en Europa y en el Euro, que nos ha traído más paro y nos ha encarecido la vida … aunque ya seamos plenamente europeos y tengamos muchos políticos viviendo del cuento de Bruselas. El pueblo es siempre el que paga la cuenta.
Y la última ocurrencia europea, para quedar bien con esos socios tan importantes para la imagen internacional de Pedro Sánchez, es cargarse el parque móvil español … a costa de las familias españolas.
En Suiza, la Confederación Helvética, se vota todo, y una propuesta nacional al respecto fue rechazada hace unos años por los cantones. Porque es en los cantones donde se tratan las grandes decisiones, y el pueblo siempre decide.
Y lo de terminar con los coches que nos compremos ahora … es de locos. Pero como no son ellos los que van a pagar cada coche eléctrico, ni las transformaciones de las gasolineras, ni el transporte por carretera ni … ¡porque ya se habrán ido de la política!
Ya lo dijo Groucho Marx: “Claro que lo entiendo, incluso un niño de cuatro años podría entenderlo. ¡Que traigan a un niño de cuatro años!”

Mark de Zabaleta

viernes, 9 de noviembre de 2018

Ha sido espectacular ...





Charles Louis de Secondat, señor de la Brède y barón de Montesquieu escribió “El espíritu de las leyes”, en el que decía: “En cada Estado existen tres clases de poderes: la potestad legislativa, la potestad ejecutiva de las cosas que proceden del derecho de gentes y la potestad ejecutiva de aquellas que dependen del derecho civil” (La separación de poderes, legislativo, ejecutivo, y judicial).
“De nuevo, no hay libertad, si la potestad de juzgar no está separada de la potestad legislativa y de la ejecutiva. Si estuviese unido a la potestad legislativa, el poder sobre la vida y la libertad de los ciudadanos sería arbitrario; debido a que el juez sería el legislador. Si se uniera a la potestad ejecutiva, el juez podría tener la fuerza de un opresor”.
Y cabe preguntarse si algunos expertos supremos han leído a Montesquieu, porque cuando el poder judicial se mete en temas económicos, evidentemente podría tener una clara implicación en temas que afectan al bolsillo del ciudadano, con la fuerza de un opresor que evocaba Montesquieu.
La tasa de Actos Jurídicos Documentados (AJD) es un gravamen que cobra la Administración Pública y que se encargan de recaudar las Comunidades Autónomas, que tienen transferidas las competencias de este tributo. Es decir, los bancos nunca han cobrado este impuesto, que ha ido directamente a las arcas de las autonomías. La cantidad que pagan los clientes por este concepto va desde el 0,5% hasta el 1,5% del importe de la hipoteca, dependiendo de cada región.
Como establece el artículo 68.2 del reglamento sobre la tasa AJD, de 1995, es el cliente el que paga. En febrero de este año, el Pleno de la Sala Primera de lo Civil del Supremo dejó claro que el sujeto pasivo del AJD era el consumidor. Desde hace 23 años no se había cuestionado este sistema, hasta que una sentencia del Supremo del 18 de octubre decidió que tenían que ser los bancos los responsables. En ese fallo se aseguraba que el único interesado en elevar a escritura pública la hipoteca era el banco, por lo que él debía pagar el impuesto. Tiene su lógica …
Dado que había varias sentencias anteriores contradictorias sobre esta cuestión, se convocó el pleno por "la enorme repercusión económica y social" del fallo, que había afectado en Bolsa a los bancos y retrasaba la firma de hipotecas, ante la gran incertidumbre creada. El fallo del 18 de octubre, junto a otras sentencias similares, aunque sentaban doctrina, el Supremo ha decidido dejar las cosas como estaban, y evitar ese cambio de jurisprudencia.  Los jueces han preferido lo de “virgencita que me quede como estoy”, transmitiendo una preocupante imagen a la opinión pública.
Sus razones tendrán … Como dijo Galbraith: “Aunque todo lo demás falle, siempre podemos asegurarnos la inmortalidad cometiendo algún error espectacular” … Y, ciertamente ha sido espectacular …
Mark de Zabaleta

sábado, 3 de noviembre de 2018

El Euro y poco más ...




Parece algo evidente que la Unión Europea se ha quedado en el Euro y poco más. El Banco Central Europeo puso en marcha un programa de compra de bonos para facilitar la dinamización de las Economías de los distintos países, tema que ha beneficiado a España, contra los intereses alemanes … y el chollo se acaba este mismo año.
Eurostat (oficina de estadísticas de la Unión Europea) acaba de anunciar que el IPC en los 19 países de la zona euro aumentó un 2,2 por ciento interanual en octubre, tras un alza de un 2,1 por ciento en septiembre y del 2,0 por ciento en agosto. Teniendo en cuenta que el objetivo del Banco Central Europeo es controlar la subida de precios por debajo del 2 por ciento a medio plazo … se complica el reto presupuestario de España, que busca sortear los márgenes de déficit y deuda recomendados.
Ello se debe al estímulo económico del BCE arriba comentado, porque el Banco Central Europeo ha estado comprando Deuda Pública en el mercado secundario para inyectar más dinero en el sistema bancario y así alimentar así el crédito de los distintos miembros de la zona Euro, obviamente animando el crecimiento de los precios. Y lo han conseguido.
Como la inflación ya va subiendo, el banco pretende terminar con el programa a finales de año vistos estos datos del mes de octubre.
Evidentemente, por mucho que Mariano Rajoy nos contase, no está resuelta, ni de lejos, la salida de la crisis del 2008 y visto lo visto, podemos estar abocados a otra, debido a las expectativas presupuestarias de algunas naciones europeas, Italia es un gran ejemplo, la complicada resolución del Brexit y la incierta política comercial de Trump, unida a la tajante respuesta de China …
Tras la marcha de Mariano Rajoy, parece que su gran amiga Ángela Merkel también quiere irse de la política. Los dos han estado enfrentados a una situación muy parecida, complicada, respecto a sus apoyos parlamentarios … teniendo que gobernar en minoría.
Y el panorama no tiene pinta de arreglarse. El fragmentado e interesado apoyo político a los presupuestos de Pedro Sánchez no facilita un frente firme frente a Bruselas y, como cada país va a defender sus intereses … lo de la Desunión Europea parece cada vez más claro … cuando cada uno presupuesta lo imposible.
Ya saben lo que dijo Eisenhower: “La agricultura se ve fácil cuando el arado es un lápiz y se está a mil millas del campo de maíz” …

Mark de Zabaleta